Más de mil personas se reunieron en el Centro Ceremonial Mapuche, ubicado en el Parque Brasil, para dar inicio al tradicional We Tripantu o Año Nuevo Mapuche.

Durante la celebración, el Lonko realizó una rogativa para que el nuevo año traiga cosecha y paz para todos.

En la ceremonia sagrada participó también, el alcalde Felipe Delpin, quien resaltó la importancia de preservar estas tradiciones,  ya que “es una celebración de todo Chile y creo que debería ser parte fundamental de nuestra cultura”, precisó el edil.

Durante la celebración, la comunidad entera disfrutó de la gastronomía típica, en un evento donde la cultura y la tradición fueron las protagonistas.